El castell de Guadalest, un barrio muy fotogénico y unas vistas privilegiadas

Click click, el castell de Guadalest, click click, el museo de miniatura, click click, el casco antiguo, click click

Así sonaba esa pequeña televisión de plástico con un agujerito por el que si asomabas el ojo y enfocabas bien, descubrías un visor desde el que veías fotos de Guadalest pasar por delante de tu retina. Ese souvenir, que estuvo dando vueltas y llenándose de polvo en mi casa durante muchos años y que formó parte de la decoración un tiempo largo, hizo que nunca olvidara aquella excursión con mi familia, aunque en verdad no tuviese ni idea de donde estaba ese pueblecito encaramado en la montaña, ni siquiera de que se tratara de uno de los más bonitos de España, al menos eso dicen ahora.

Bienvenidos a Guadalest
Bienvenidos a Guadalest

Más de una década después (mejor dicho, casi dos…) he terminado viviendo no muy lejos de él y, aprovechando la corta distancia, lo he vuelto a visitar. ¿Te apetece dar un paseo por Guadalest?

Qué ver en Guadalest

Se trata de un pueblo muy muy pequeño y con escasos habitantes, alrededor de 217. Sin embargo, su castillo encaramado en lo alto de un peñasco de 595 m., su localización en el valle de Guadalest, el privilegiado entorno y su auténtica belleza le han dado su merecida fama. Fue declarado Conjunto Histórico-Artístico en 1974 y hoy en día forma parte de la Asociación Los pueblos más bonitos de España.

Guadalest: el castell y el casco antiguo
Guadalest: el castell y el casco antiguo

El castell de Guadalest

Fortaleza del siglo XI, el castillo de San José o castell de Guadalest fue levantado por los musulmanes, aunque posteriormente, y desde la conquista por los cristianos a mediados del siglo XIII, ha ido pasando de mano en mano perteneciendo a infantes, duques y marqueses. Hoy en día quedan sus ruinas, tan solo una torre, pero igualmente vale la pena subir a verla, por sus vistas.

Para llegar al castell de Guadalest, después de atravesar el pueblo tienes que cruzar un túnel de acceso que te lleva directamente a la casa Orduña. Una vez fuera de ésta, tienes acceso al castillo.

Llegando al castillo
Llegando al castillo
Túnel de acceso
Túnel de acceso
Túnel de acceso y casa Orduña al fondo
Túnel de acceso y casa Orduña al fondo
Entrada al castillo tras salir de la casa Orduña
Entrada al castillo tras salir de la casa Orduña
Castillo de la Alcozaiba detrás y Campanari
Otra perspectiva, desde el cementerio
Otra perspectiva, desde el cementerio
Impresiona
Impresiona
Panorámica desde el castell
Panorámica desde el castell
Plaza de San Gregorio
Plaza de San Gregorio

Casa Orduña

Fue levantada tras el terremoto que arrasó la comarca en 1644 por los Orduña, una familia de estirpe vasca. Para acceder al castillo es preciso recorrer sus salas en distintos niveles entre las que se encuentran la cocina, despensa o comedor, o salones más peculiares como la sala de los arcos, la sala de la virgen o la sala de los mapas, en la que se pueden apreciar mapas impresos en París en 1706. En la biblioteca, a la que solamente se puede acceder de uno en uno, se conservan un total de 1265 volúmenes.

Interior de la casa Orduña
Interior de la casa Orduña

Lo mejor de la casa puede que sean las vistas que tiene del embalse de Guadalest y las sierra de Xortà y la Serella. Y el resto son muebles, piezas de decoración, dormitorios y retratos antiguos demasiado inquietantes…

El arrabal o casco antiguo

La calle La Virgen y la calle El Sol son las vías de acceso o vuelta al/del castillo. Entre ellas encontrarás callejuelas de casas blancas y de piedra, vistas al castillo entre las esquinas y un sinfín tiendas de souvenirs. Un paseo de lo más fotogénico y entretenido, que durará lo que quieras alargar las visitas a los pequeños comercios o a sus curiosos museos.

Calle La Virgen
Calle La Virgen
De camino al castell de Guadalest
De camino al castell de Guadalest
El campanario desde el casco antiguo
El campanario desde el casco antiguo
Vistas del arrabal saliendo de la casa Orduña
Vistas del arrabal saliendo de la casa Orduña
Entre tiendas de souvenirs
Entre tiendas de souvenirs
Detalles de la decoración del barrio
Detalles de la decoración del barrio
Bodega Guadalest
Bodega Guadalest

Museos de Guadalest

Si tenemos en cuenta el tamaño del pueblo y de la población, nos sorprenderá la cantidad de museos que tiene Guadalest. No termines tu visita sin entrar en alguno de ellos, aunque la temática sea de lo más variopinta y bizarra…

  • Museo de saleros y pimenteros
  • Museo etnológico
  • Museo de Belenes y Casas de Muñecas
  • Museo Histórico Medieval
  • Museo microgigante
  • Museo de microminiaturas
  • Colección de vehículos históricos
Museo de microminiaturas
Museo de microminiaturas

El embalse

Aunque hay una ruta que te permite acceder hasta el embalse, son varios los puntos desde los que se puede disfrutar de las vistas del pantano como el patio de la casa Orduña, la plaza de San Gregorio o la muralla del castillo de San José.

El embalse de Guadalest
El embalse de Guadalest
Vistas del embalse
Vistas del embalse

Datos prácticos

  • ¿Cómo llegar? Dependiendo de desde dónde vayas, accederás por la CV-70 o la CV-755. No te preocupes por el aparcamiento pues en la entrada hay un parking en el que podrás dejar tu coche todo el día por 2 €.
  • ¿Se puede dormir en Guadalest? Sí, hay alojamientos tanto en el pueblo como en el valle.
  • Precio casa Orduña y Castilla de Guadalest: 4 €
  • ¿Dónde comer? En la web de turismo de Guadalest nos hablan de los platos típicos y recomiendan algunos de sus restaurantes.
¿Te apetece visitar Guadalest?
¿Te apetece visitar Guadalest?

Localización