La bella señora que aparece en la foto que os adjunto es ni más ni menos que la reina de las serpientes. Llega a medir tres metros. Se puede propulsar hasta siete metros de distancia, la misma con que puede escupir certeramente el veneno. De ser picado, te matará en cuestión de veinte minutos: neurotoxinas (muerte menos dolorosa que la producida por las hema toxinas de las víboras). Es la única serpiente que construye un nido (de hojas) en el que empollará los huevos durante un mes. La de la foto se hallaba precisamente dedicada a tal tarea; no obstante, acuciada por el estómago, la abandonaría pronto. Entonces, gracias a ser un animal protegido, harían acto de presencia los ecologistas para cuidar del nido (e incluso mantener la temperatura de éste) hasta que las pequeñas serpientes rompiesen la cáscara. “¡¿Pero nos lo vas a decir de una puta vez o no?!”. Sí, ella, la reina, es la Cobra Real.

Perro mundo

  • El buen rollo que mantengo con los perros alcanza sus máximas cotas al tratarse de los indostanos (los perros, que no los hombres) debido a que transpiran humanidad (en el buen sentido) y, más que ladrar, parecen hablar. Sin embargo esa fórmula no se da aquí porque en casi todas las granjas tienen unos perros negros (generalmente dos) que te gruñen y se niegan a darte los buenos días hasta que tú te has presentado debidamente. Ahorita mismo me he enterado que se trata de mastines tibetanos, y que entre éstos los hay de dos clases: el llamado doméstico, al que pertenecen la mayoría de los que corren por aquí, y el bestia, el salvaje, que junto con el pitbull y el rottweiler forma el trío al que se considera más peligroso debido a que, cuando se les cruzan los cables, pueden matar incluso a su amo.
  • Tras esta explicación os aclararé que Lío, la gran perra del amigo Tierra (que se alimenta exclusivamente con chapatis), pertenece a tal tipo; y que cuando me invitó a gozar de un increíble banquete con el que se demostró como un gran cocinero, yo estuve moviendo metódicamente las fichas del juego de la supervivencia para salir indemne. Caso contrario al del señor Oso, quien llegó de improviso (de noche, en medio de la jungla, y con un pedo de cuidado), y terminó por desaparecer apresuradamente de escena cuando Lío le intentó morder repetidamente sin escuchar las órdenes de Tierra. Añadiré que una pareja de mastines tibetanos logra mantener a raya al leopardo.
  • Más perrerías. En cierto pueblo que se podría llamar Mataperros, unos perros salvajes mataron a un chaval, y tal desgracia comportó que al día siguiente fuesen envenenados doscientos perros. Umm.
  • Desde que el señor Lobo se instalara aquí en los años noventa, el leopardo se le “llevó” uno tras otro los siete perros que tuvo; y al desaparecer el último hace tres años, él tiró la toalla.

Unas imágenes más de este monzón que no logrará llenar los depósitos indios (solamente ahora han empezado a aceptar que será “deficiente”; dicen que en un 15%: ¡Ja!). En Uttarakhand ha muerto hasta el momento un centenar de personas, pero el número de desparecidos tras las diversas avalanchas que han dejado aisladas a grandes partes del estado, es mucho mayor.

El destellante musgo que tanto me gusta, resulta ser resbaladizo como el hielo, y en todas las casas se lo elimina esparciendo cal sobre el suelo.

Llueva o no llueva, e incluso si luce un Sol radiante, yo voy a todos lados con el paraguas como un londinense cualquiera y, en vez de sentirme como un tonto, me alegro si logró regresar a casa sin haberlo usado, porque esto significa que he calculado con precisión el tiempo que tardaría en caer el próximo chubasco.

De forma parecida a cómo se congelaban en invierno las puertas antiguas de La Selva Negra alemana, las de aquí van “engordado” durante el monzón, y te obligan a desarrollar la musculatura y el ingenio para tratar con ellas.

Un amigo me contó: “Estuve en el Rajastán durante un verano en que no llegaron los monzones. La sequía fue terrible, y cuando íbamos a cagar teníamos que hacerlo en grupo y llevando palos para mantener alejadas a las vacas sedientas. Por cierto: en la India solamente dispone de w. c. el 32% de la población.

Faunópolis

  • En el Parque Nacional de Champawat Forest se ha hecho debidamente un censo de sus animales, y el resultado es descorazonador. En el año 2000 había 27 elefantes de los que ahora solamente quedan 16. El número de leopardos ha descendido de 124 a 66, el de los osos de 112 a 87, los “sambar” (¿ciervo, gacela?) de 288 y 43, los monos (sin especificar la raza) de 10.225 y 4.617.
  • La existencia de esas monstruosas tribus de macacos se la debemos a la estupidez humana, y a que los ayuntamientos, para librarse de ellos, los cazan, los amontonan en un camión, y los sueltan donde sea sin preocuparse de que, con toda seguridad, aparecerán por alguna aldea y armarán un gran desaguisado. En un pueblo tuvieron que pedir ayuda al ejército cuando, al despertar una mañana, no pudieron tan siquiera salir de sus casas sino deseaban ser atacados por la marabunta de macacos que les había invadido.
  • En la India, por lo menos supuestamente, está prohibido cazar; y en las ocasiones que los campesinos tienen problemas con los jabalíes, los “sambar” o los “nilgai” (herbívoro de pelo azulado, precioso cuerpo de caballo, y pequeños pero peligrosos cuernos), han de pedir permiso al servicio forestal para….

Talibania

  • Una chica de trece años fue a la sagrada ciudad de Haredwar con su padre y su madrastra (“Vamos a purificar a la niña”), y allí, amparados por la oscuridad de la noche, la arrojaron a la fuerte corriente del Ganges esperando ahorrarse la maldita dote que deberían pagar para casarla. No obstante, ella logró sobrevivir (“¡¿Pero quién la enseñaría a nadar?!”), y les denunció.
  • Caso parecido al de un “Romeo” que, tras contarle su amante que estaba embarazada, la arrojó a las vías del tren cuando llegaba el “Bombay Express”, y se quedó patitieso al ver como la muy malvada lograba sobrevivir.
  • Otra denuncia: La que ha puesto una mujer contra sus suegros después de que la obligasen a abortar repetidamente al comprobar en cada ocasión que esperaba una niña.
  • Del mismo gremio: encontraron enterrado vivo a un bebé de pocas horas, por supuesto una niña, que logró sobrevivir a tan dulce experiencia. ¡Bienvenida al civilizado planeta Tierra!
  • En cierta ciudad han aparecido unos carteles en los que se amenaza a las mujeres y chicas que vistan pantalones vaqueros: “Os arrojaremos ácido a la cara”.
  • Corrupción a tope: han detenido a varios militares por vender sus armas.
  • El hecho de que la India (con su monstruosa y creciente población) no se coma un rosco en los juegos olímpicos (¡54º en la lista de medallas!) también tiene qué ver con la corrupción, porque no compiten los mejores sino los que tiene buenos padrinos.
  • Murieron tres niños tras ser vacunados contra la hepatitis B, y nueve pacientes de un hospital perdieron la vista tras ser operados de cataratas.
  • Muchos de los crímenes domésticos son llevados a cabo por unos sirvientes a los que se contrata sin pedir informes.
  • En Bombay hay quinces mil compañías de seguridad ilegales cuyos empleados no tienen la preparación adecuada. Uno de ellos violó y asesinó anteayer a una actriz a la que debería haber protegido.
  • Apareció muerto un joven esquizofrénico que había terminado en comisaría tras perder el control mientras hacía cola para abrazar a la gurú “abrazadora” Amma: otra muerte en custodia.
  • Hay una ciudad en la que las mujeres “dalit” (intocables) deben descalzarse al cruzarse con miembros de las castas superiores o al pasar frente a sus casas. Hemos mejorado, pues antes estaban obligadas a llevar las tetas al aire.
  • Han condenado a siete años de cárcel a un tipo por violar a su exmujer junto con un grupo de amigos (“¡Maldita sea, ¿es que acaso los machos vamos a perder todos nuestros “derechos”?!”).
  • Un castigo que se aplica con bastante frecuencia en las escuelas y los campamentos militares es el de obligar a alguien a beber los orines de los demás.
  • Continúan los disturbios en Assam entre los “bodo” y los inmigrantes musulmanes, pero ahora se han extendido a Bombay (debido a la gran distancia entre uno y otro sitio es como si una huelga en Jerez repercutiese en la vida de Oslo) y, así de entrada, ya han habido varios muertos y cuarenta y cinco policías han terminado hospitalizados.
  • La miseria convierte a la gente en unos miserables, y aquí no dejo de comprobar continuamente lo miserables que son las relaciones entre las cuñadas y las suegras, mujeres que al casarlas fueran apartadas de sus familias (van siempre al domicilio familiar del marido), y luchan entre ellas con una mala leche que supera muchas veces a la que ellas reciben del marido (¿igual que en los harenes?).
  • Volviendo al tema de los tipos que son esclavos de sus emociones, un importante político nacional mató a su sobrino de un balazo durante una acalorada discusión acerca del automóvil que el joven deseaba adquirir. ¿Animales racionales? ¡Ja!
  • Al contrario que España, líder en la donación de cadáveres para transplantes (con un 34´4%), la India, debido a sus manías ancestrales, se encuentra en la cola (con un 0’05), y hace unos días murió un ministro para el que no lograron encontrar un hígado.

Telegráficamente hablando

  • ¿Sabíais que los romanos de hace dos mil años morían jóvenes debido al plomo con que decoraban sus vajillas?
  • Si en Occidente nos hablan de dulces, solamente pensaremos en el azúcar; y si es acerca de la comida picante, nos limitaremos a la guindilla y la pimienta; sin embargo hay docenas de dulcificantes y picantes naturales.
  • Al ver a los escolares cargando toneladas de libros, me pregunto cuándo se limitarán a llevar un “portátil”.
  • Observo a las mujeres de forma parecida a cómo lo hago con cuánto venden en los bazares, o sea sin desear o necesitar comprar nada.
  • Tengo un vecino amnésico que, tras leer todos los días el mismo periódico, siempre exclama, “¡El mundo está cada vez peor!”.
  • Al dar una mirada al pasado, ¿no os atemoriza el aumento imparable y constante de la publicidad, el terrorismo, la filosofía kamikaze, el fanatismo, la decadencia de la dictadura democrática, las alergias y la imbecilidad?

Y esto es todo por hoy, mis queridos papanatas. Bom Bom.

La crónica cósmica, de Nando Baba
La crónica cósmica, de Nando Baba
Show CommentsClose Comments

1 Comment

  • Carme Moreno Aliaga
    Posted 2016-07-08 at 10:37 0Likes

    Me gusta y no por que sucedan estos hechos, pues algunos me horrorizan, sino por la narrativa  y tu manera de expresarte.

Leave a comment

Send this to a friend