Maya Bay, ¿está el paraíso en Koh Phi Phi? ¿o no?

Haciendo el tonto
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (8 votos, media: 5,00 de 5)
Cargando…

Desde la primera vez que pisamos Krabi hace ya un tiempo, hasta el año siguiente cuando volvimos a Tailandia y visitamos Koh Lanta, hubo una idea que no desapareció de nuestras cabezas. ¿Valía la pena hacer la excursión a la hiperturística y megavisitada playa de Maya Bay? Pasar unos días en Koh Phi Phi era algo que ni nos planteábamos porque nos gusta estar en zona de playa más tranquila, pero es tanta la fama que tiene “la bahía» que la tentación de verla en directo con nuestros propios ojos era enorme. Además, lo confieso, soy fan de Leonardo Dicaprio desde que tengo uso de razón y la película de La playa caló hondo en mí cuando apenas sabía situar Bangkok en el mapa y pensaba que viajar de mochilero era algo que solo hacían unos cuantos hippies o gente muy rara…

"La playa" famosa de Maya bay
«La playa» famosa de Maya bay

Por una parte nos asaltaba la curiosidad y por otra pensábamos que eran tan altas las expectativas que se crea uno de tal paraíso que lo que puede pasar cuando llegas y los descubres es que te decepcione. ¿Qué hacer entonces? La única manera de descubrirlo era ir a Maya Bay y sacar nuestras propias conclusiones. ¿Qué más daba que nos decepcionara si nosotros ya habíamos descubierto nuestros propios paraísos? En Koh Phangan por ejemplo, habíamos visto ya unos cuantos.

Una de las playas de Ko Phangan
Una de las playas de Ko Phangan

Dicho y hecho compramos los tickets de la excursión de un día desde Koh Lanta, donde estábamos pasando unos días de descanso. Ya sabíamos de que iba el tema porque días antes habíamos hecho la de 4 islands trip. Al igual que la otra vez nos vinieron a recoger con una pick up al hotel y nos llevaron al puerto donde cogimos un ferry que nos llevó hasta Ko Phi Phi Don, la isla más grande del archipiélago. Una vez allí nos dividieron en pequeños grupos y nos metieron en las mismas barcas long tail de la otra vez.

El puerto de Ko Lanta
El puerto de Ko Lanta
El barco que nos llevará a Ko Phi Phi
El barco que nos llevará a Ko Phi Phi
Llegando a Ko Phi Phi Don
Llegando a Ko Phi Phi Don
El puerto de Ko Phi Phi Don
El puerto de Ko Phi Phi Don

A partir de ese momento la excursión fue bastante parecida a la anterior, pues el paisaje era idéntico: un irresistible mar azul salpicado de enormes atolones que se transformaba en turquesa a medida que te acercabas a ellos. Aquí sí que nos metimos en el agua enseguida nada más paró el barco para hacer snorkel, pues todas las paranoias habían desaparecido en nuestra primera vez, y eso que la guía nos había dicho que si éramos afortunados podríamos incluso ver crías de tiburón.

A pesar de que la suerte no nos permitió ver ni tiburones ni tortugas, volvimos a ver peces de mil colores, nuestros ya amigos peces sargento, los loro, calamares y otros que no supimos reconocer.

En la barca long tail
En la barca long tail
Lugar donde paramos a hacer snorkeling
Lugar donde paramos a hacer snorkeling
Detalle de los atolones
Detalle de los atolones

Cuando nuestros dedos empezaron a ponerse como pasas nos dijeron que volviésemos a subir a la barca, que nos íbamos ya a ver la playa. Entonces empezamos a bordear Ko Phi Phi Ley, la más pequeña de la dos, en dirección oeste mientras en nuestras cabezas sonaba un redoble de tambor acompañado de la música de las cortinillas de la 2 de la película de «La playa» y nuestra expectación iba en aumento.

Entonces apareció ante nosotros la bahía de Maya Bay que con sus enormes brazos que la aislaban del exterior nos recibió y terminó engullendo. Poco a poco, mientras nos acercábamos a la arena fuimos asimilando lo que teníamos delante, como quién encuentra un valioso tesoro escondido durante miles de años.

La forma de la bahía producía una sensación de alejamiento del mundo exterior, a pesar de la cantidad de barcas que la parasitaban y merodeaban por allí dentro. El color del agua era turquesa, hipnótico, y la arena completamente blanca. Para más inri, detrás de la playa no había resorts incrustados como lapas como en otros lugares, sino vegetación. El conjunto era espectacular y podíamos haber estado una hora entera contemplándolo.

Cuando la barca llegó a la orilla bajamos a la arena y nos juntamos con los demás curiosos. Había gente, pero no tanta cómo me había imaginado. Puestos a exagerar supongo que se exagera hasta la cantidad de personas. O quizás habíamos tenido suerte, quien sabe.

Las barcas en "la playa"
Las barcas en «la playa»

Paseamos por la arena, nadamos por sus cristalinas aguas y nos hicimos la docena de fotos de rigor, la ocasión no era para menos. Pero ¿para tanto? Tras un rato allí nuestra conclusión fue que sí, que aquello corresponde perfectamente a la definición de paraíso, pero, ¿el mejor? Podríamos decir que esto es como uno de esos estúpidos concursos de belleza: ¿es miss España la más guapa de España?, pues esto lo mismo. Seguro que cada uno de los viajeros tiene su propio paraíso personal, y seguro que menos concurrido que Maya Bay…

Un remojón en las aguas turquesa
Un remojón en las aguas turquesa
Una guiri más!!
Una guiri más!!
Haciendo el tonto
Haciendo el tonto

En esta ocasión la comida la sirvieron en la barquita. Nos permitieron comer allí mientras seguíamos contemplando aquel impresionante paisaje quedando así doblemente saciados, y cuando terminamos nos fuimos de allí. Ahora Maya bay quedaba para siempre en nuestro recuerdo, ya no hacía falta tenerla que imaginar.

Tras la visita a la playa paramos en otra zona de la isla hacer snorkel un rato más, con tan mala suerte que se estropeó el motor de la barca y tuvimos que estar allí esperando más de media hora a que viniera otra a rescatarnos.

Llegamos de vuelta a Ko Phi Phi Don una hora antes de que saliese el ferry de vuelta a Ko Lanta, así que aún tuvimos tiempo de dar un paseo por allí e inspeccionar la popular isla. La barca nos había dejado en la playa de Ton Say y a través de una calle estrecha y llena de tiendas de souvenirs llegamos a la playa de Loh Dalam bay. Pese a lo bonita que es la playa, nos alegramos de no haber ido hasta allí a hospedarnos pues, a parte de los chiringuitos con música a tope que la inundaban, el agua estaba muy sucia y dejaba mucho que desear. ¿Cómo podían permitir que en un sitio tan precioso estuviese tan cochino? Y eso que nada más llegar a la isla te hacen pagar una pequeña cantidad de dinero destinada a hacerse cargo de los residuos que allí se generan. Pese a todo allí nos quedamos hasta la hora de marcharnos.

Puerto de Ko Phi Phi Don
Puerto de Ko Phi Phi Don
la playa de Loh Dalam bay
la playa de Loh Dalam bay
Adiós Ko Phi Phi
Adiós Ko Phi Phi

Durante el viaje de vuelta tuve tiempo, antes de quedar profundamente dormida sobre un banco, de pensar en las implicaciones del enorme aluvión de turistas que recibe Maya Bay a diario. Puede que el control de los desechos o la urbanización de la playa no sean a día de hoy un problema, pero nuestra simple presencia termina impactando y teniendo repercusiones. Las grandes embarcaciones, por ejemplo, se van cargando el coral del fondo con sus anclas y sigue habiendo turistas que no conocen las implicaciones de alimentar a los peces, por no hablar de la cantidad de gente que sigue llevándose recuerdos del fondo del mar. ¿Es compatible el turismo de masas con la supervivencia del lugar? A nosotros lo único que se nos ocurre es compartir con vosotros lo que hemos aprendido viajando y que ya os contamos en la entrada de las 4 islands trip:

Reflexión: La parte menos agradable de este tipo de excursiones es como siempre la masificación del turismo y las consecuencias que ello trae. A veces nos preguntamos ¿sería posible que todo el mundo disfrutara de los pequeños paraísos terrenales que nos ofrece este planeta sin que ello tuviese repercusiones? ¿Son inevitables las consecuencias, a veces catastróficas, de que algo se vuelva turístico y un reclamo? Nosotros creemos que con un poco de respeto por el entorno los daños al menos se pueden minimizar: no tocar el coral ni por supuesto demás especies, dejar todo en su sitio (no llevarse recuerdos, el mar no nos está regalando sus pertenencias) y por supuesto no dejar desechos (cuidadín con el plástico, es peor que el veneno). Muchos operadores son responsables y respetuosos, pero cuando la demanda es tan alta son muchos los que pueden ofrecer las excursiones. Si ves prácticas poco respetuosas hazlo saber, no todo el mundo tiene conciencia ecológica y puede que al final tu visita hasta haya servido para algo, aunque sea para concienciar a una persona.

Datos prácticos sobre Maya Bay:

  • Podéis contratar la excursión a Maya Bay desde vuestra guesthouse o contratar la excursión online a través de la plataforma Get your guide en el siguiente enlace:

 

  • Os recogen y os dejan en vuestra guesthouse
  • Duración: de 9 de la mañana hasta las 4 de la tarde más o menos

Para llegar a Koh Phi Phi podéis buscar billetes de bus, tren o ferry online desde esta plataforma muy recomendable. Hemos puesto de ejemplo saliendo de Bangkok, que es lo más habitual, pero podéis modificarlo tal y como queráis:

Localización

10 Comentarios
  1. Santi dice

    Hola viajeros!

    Vamos a Koh Lanta a principios de marzo 3 o 4 días.
    Estoy pensando en alquilar coche desde el aeropuerto de Krabi para movernos.
    Lo ves buena idea?

    Las excursiones a Phi Phi y a las Four islands, desde donde salen?
    Es por no coger un hotel muy alejado que nos obligue a trayectos largos.

    Muchas gracias por este fantástico blog!

  2. Pirata dice

    Que bonico

  3. floridense86 dice

    Buenas! yo estuve el mes de noviembre y diciembre y decir que ko pipi espectacular, si, para que engañarnos. Merece la pena ir, nosotros acabamos de rebote y conocimos a unos chicos españoles y habian reservado previamente una guest house por internet que se encontraba encima de la montaña, a la que solo se accedia en barco que te daba la sensacion de estar solos en ko pipi. Un sitio espectacular. Abajo en la bahía y por el pueblo estaba todo reventado de gente.

    Respecto a bamboo island (la playa), es espectacular pero ahi justo en ese momento me di cuenta que me sobraban 400 personas en la playa, yates aparcados en la arena y un autentico parque de atracciones.

  4. Oliver Trip dice

    Al fin y al cabo es lo mismo de siempre. Siendo responsables y teniendo conciencia con el entorno, no debería haber más problemas. Sin embargo, esto no es función de uno, si no de la sociedad en su conjunto. Desde el turista que vista la isla como las propias empresas turísticas y sus prácticas.

    Leer vuestro artículo me ha hecho recordar mi visita a la isla y a Maya Bay. Lo cierto es que a mi chica y a mi no nos acompañó el tiempo. Viajábamos en pleno Agosto y, aunque la excursión comenzara con "Sweet home Alabama" resonando dentro del ferry, el temporal nos jugó una buena pasada. Al contrario que vosotros, no accedimos a la playa desde la bahía. El mal temporal nos impedía hacerlo.

    ¿La solución? Salta al agua mientras las olas y el temporal golpeaban fuertes. Todo para avanzar, entre rocas, hasta una red de cuerdas que había que escalar para poder entrar por la puerta de atrás de la isla. Toda una experiencia de película que, aunque he de reconocer que nos asustó, sin duda termino enrriqueciendo nuestra aventura :)

    Esos son los momentos en los que te acuerdas de tu seguro de viaje jajaja

    ¡Un abrazo!

    1. pellicercarme dice

      Vosotros en vez de la película de "La playa" casi revivisteis "La tormenta perfecta", pero sí, luego lo cuentas con más emoción ¿verdad?. jajajaj Saludos!!

      1. Oliver Trip dice

        Jajaja sí, lo cierto es que fue bastante parecido a la película, aunque por suerte no tuvimos el mismo final :P.

        Una pena que no tuvieramos ocasión de sacar ninguna fotografía del momento. ¡Demasiadas olas y rocas como para despistarse! :)

  5. Irene dice

    ¿Alguien sabe si principios de julio es buena época para ir?

    1. Oliver Trip dice

      En teoría decirte que en verano es época de monzones. Sin embargo, yo estuve un mes de Agosto y, aunque cayera algún que otro chaparrón inesperado, para nada influyó en el disfrute de nuestro viaje. Además, lo bueno es que el buen tiempo se va alternando de lugar a lo largo del año. ¿A qué me refiero? Que en Verano, la zona de Phuket, Ko Phi Phi y demás es mojadita, pero la parte de Ko Samui no y en Invierno ocurre lo contrario.

      Otro aspecto a tu favor para viajar en Verano es que es temporada baja y, si ya es barata de por sí, imagínate en temporada baja :)

    2. Toni Ródenas dice

      Hola Irene, muy de acuerdo con lo que dice Oliver, en Tailandia el monzón varía dependiendo de la zona. No obstante, si decides ir a las islas del golfo de Tailandia personalmente te recomendamos Koh Tao o Koh Phangan, Koh Samui es como Benidorm pero en isla! De todos modos, aunque llueva en maya Bay debe ser igualmente impresionante. Saludos

    3. Irene dice

      Muchas gracias a los dos por el feedback. :)

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Send this to a friend